Foro de Bleach~
 
ÍndiceCalendarioFAQRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Digital World

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10
AutorMensaje
DrPingas
Iniciado
Iniciado
avatar

Cantidad de envíos : 44
Fecha de inscripción : 05/12/2014

MensajeTema: Re: Digital World   Sáb Ene 06 2018, 15:36

Kan fue a recoger el cuerpo inconsciente de Kyo, pero el pequeño motimon se interpuso con cara de mosqueo.

Kan: Lo has oído, no tengo nada en tu contra.

Motimon disparó burbujas por su boca. Kan ni las notó en su armadura, suspiró, y se tiró al suelo. Motimon se puso encima de él y empezó a hacer esta expresión con su cuerpo.



Kan: Oh no-decía con voz sin sentimiento alguno- me has ganado, ahora no voy a tener más remedio que dejarte a ti protegiéndolo.

Motimon empezó a tirar de la ropa de Kyo, y mientras el no se daba cuenta, Kan cogió a ambos con el borde de su espada por debajo y los metió en una cárcel del sótano.

Kan: De verdad, las cosas que me toca hacer no le pasa a nadie-suspira-

Al cabo de un rato de ver a Motimon bailar, y como si se tratara de un elemento hipnótico, el knightmon se quedó dormido en una silla al lado de la carcel.

Al poco que Alf aparece en una esquina, con cara de pocos amigos, fijamente en Kyo y Motimon.

Sin embargo, al poco tiempo, una enorme mano lo cogió de la cabeza y empezó a estrujarle.

A: Agghh... -otra mano le tapó la boca para que no hiciera ruido-.

Era la mano Leomon, ambos se encontraron, y empezaron a hablar.
Volver arriba Ir abajo
Maximirusu Pauaa
Maestro del Caos
Maestro del Caos
avatar

Gallo
Cantidad de envíos : 2814
Fecha de inscripción : 09/06/2009
Edad : 23

MensajeTema: Re: Digital World   Dom Ene 07 2018, 02:33

Por su parte,Max y Lopmon optan por ir a sus recién adjudicados aposentos.Tras la aciaga batalla y la montaña rusa de emociones,necesitan relajarse con una buena ducha.Además,no estaría mal asearse antes de los próximos festejos.El agua caliente que ahora empieza a llenar la bañera anuncia un calor aliviador inconcebible.Antes de entrar en la bañera,Max moja levemente y procede a desenredar los nudos en el pelaje de las orejas de su amigo mientras la pequeña criatura cura los cortes y arañazos que el chico presenta en diversas partes de su cuerpo.El pequeño Digimon parece algo distraído.

-Max:Ya encontraremos como devolver el dispositivo a su estado normal,Lopmon.

-Lopmon:Eso espero...

Se quedan en un silencio solo interrumpido por los ruidos de los pasillos de la fortaleza.

-Max:Me preocupa lo del último nivel.¿La culminación de nuestra relación?Es como si tuviéramos que pasar otra prueba.

-Lopmon:A mi tampoco me gusta.Nunca estamos en control de la situación,Max.

-Max:Cuando nos enfrentamos a Sandiramon quedó claro...Tuve miedo,Lopmon.Miedo por ti.Por nosotros.

El Digimon apoya su cabeza en el pecho del Tamer.Sus ojos están llorosos.

-Lopmon:Pero lo superamos.Juntos.Y ahora,junto con los demás,conseguiremos salvar el mundo.

-Max:Si deciden darnos otra oportunidad...No les culparía si me mandan a la mierda,con lo desagradable que he sido.Y Kyo...No sé que va a pasar con él.Cuando lo conocimos,nunca imaginé que podría llegar a...esto.N-No me parece...No.No.

-Lopmon:Tendremos que verlo todos llegado el momento.

-Max:En cuanto a nuestro mundo...No puedo quitarme de la cabeza a mamá.¿Estará bien?No dejo de pensar que tendríamos que habernos quedado en casa,que tendríamos que haber protegido a mamá de todo esto.¿Y si hubiéramos sido de más provecho allí?

-Lopmon:Pero estamos aquí.Ten por seguro que tu madre está bien.Creo que notarías si algo malo le pasase,¿no crees?

-Max:Eso quiero pensar.

El pequeño monstruo digital le mira con ojos tristes.

-Max:Perdona,Lopmon.Íbamos a relajarnos y al final he  cortado un poco el ambiente.

Lopmon mira la bañera,ahora con un agua más fría.Corriendo,quita el tapón para vaciarla.

-Lopmon(mientra abre el grifo):Bueno,solo tenemos que volver llenar la bañera de agua caliente para relajarnos un rato y olvidarnos de los problemas hasta la cena.¿Cómo suena eso?

El chico sonríe y le revuelve el pelo.

-Max:Genial.

_________________

Regala tu ausencia a quien no valora tu presencia.
Volver arriba Ir abajo
http://maximirusupauaa.deviantart.com/
Xalcer
Iniciado
Iniciado
avatar

Cerdo
Cantidad de envíos : 33
Fecha de inscripción : 03/12/2014
Edad : 22
Localización : Con mi melocotonero

MensajeTema: Re: Digital World   Jue Ene 11 2018, 00:23

Las estrellas brillaban con fuerza aquella noche. El viento soplaba levemente, ocultando el ruido de las rondas nocturnas de los Knightmon. Aurelion suspiró una amplia bocanada de aire nocturno. Se encontraba sentado en la barandilla de uno de los amplios balcones del castillo. Era incapaz de conciliar el sueño desde que descubrió el secreto de Xalcer. Palideció por completo al ver aquella conocida nube de humo negro envolviéndole. No había olvidado lo ocurrido mientras él había sido víctima de Shademon y ver a su Tamer correr su misma suerte... Lo único que le consolaba mínimamente era saber que el espectro no había reaccionado desde lo ocurrido en Berm. No se movía, no hablaba y sus infinitos ojos se mantenían cerrados, como si estuviera en un profundo letargo. En aquellos momentos solo era una masa de humo que le cubría bajo la ropa. Claw, quien se suponía que se encargaba de mantener al espectro a raya, había aprovechado ese "letargo" para marcharse unos días. Según dijo, iría al Imperio de Metal para tratar de averiguar los planes del resto de Generales para recuperar a su Emperador. No tenían ni idea de cuándo volvería. Aurelion suspiró de nuevo.

- Galem: Hay lugares más cómodos para sentarse en el castillo.

El compañero de Graw apareció por una de las puertas del balcón y se le acercó, haciendo resonar sus pisadas metálicas contra el suelo de piedra.

- Aurelion: Pero no todos tienen esta vista. - dijo sin apartar la mirada del cielo nocturno.

- Galem: Cierto.

El entrechocar del metal se hizo aún mayor al tumbarse el viejo caballero junto a él, apoyando una pata sobre la otra. Estuvieron en silencio varios minutos, admirando el cielo nocturno.

- Galem: No hay nada mejor que ver las estrellas para alejarse de la realidad, ¿verdad?

Aurelion no respondió, limitándose a bajar la mirada lentamente.

- Galem: Sé como te sientes. Yo también he buscado consejo en las estrellas muchas veces. Puede que seamos Caballeros Reales, pero seguimos siendo Digimons como cualquier otro. Sentimos tristeza, alegría, ira, desesperación...

- Aurelion: Graw y tu también tuvisteis un Tamer, ¿verdad?

- Galem: Así es. Mentiría si dijera que no la extraño.

- Aurelion: ¿Alguna vez... llegaste a hacerle daño?

- Galem: Hice cosas de las que jamás me sentiré orgulloso, pero siempre busqué lo mejor para ella. Si queremos proteger a nuestros seres queridos, a veces tenemos que hacer cosas que no desearíamos.

- Aurelion: Proteger...

El viejo caballero apartó un momento la mirada de las estrellas para observar al pequeño dragón. Estaba ligeramente encorvado, con las garras en la cabeza, como si le doliese. La voz le temblaba y apretaba los párpados con fuerza. La luz de la luna se reflejaba levemente en las lágrimas que comenzaban a formarse en estos.

- Aurelion: Yo... ¡Yo no soy más que un inútil! ¡Inútil! ¡Inútil! ¡Inútil! - repitió constantemente mientras sacudía la cabeza. - Mientras Alf y los demás arriesgaban sus vidas luchando contra Apocalymon, yo... yo... ¡Fue culpa mía que todo ocurriera! ¡Si no fuera tan inútil los Acólitos jamás nos hubieran robado los Emblemas! ¡Si no fuera tan inútil Xalcer no tendría que haber pasado por todo aquello para salvarme! ¡Se supone que soy yo el que tiene que protegerle, no al revés! ¡Y ahora por mi culpa, él...!

Galem no dijo nada mientras el dragón no paraba de auto-torturarse. Simplemente escuchó. Aurelion se detuvo unos segundos tomando aire. Había apretado tanto las garras contra su cabeza que un pequeño hilo de sangre caía por ellas. Se quedó varios minutos mirándolas con la mirada perdida. Entonces, como si un muelle lo activase, bajó de un salto de la barandilla y, arrodillándose frente al caballero, propinó un sonoro cabezazo contra el suelo.

- Aurelion: ¡POR FAVOR, ENTRÉNAME PARA SER MÁS FUERTE! ¡ESTOY HARTO DE DEPENDER DE LOS DEMÁS! ¡HARTO DE SER UNA CARGA! ¡HARTO DE QUEDARME MIRANDO MIENTRAS LOS DEMÁS ARRIESGAN SUS VIDAS! ¡QUIERO SER FUERTE PARA PROTEGER A XALCER! ¡A ALF, A LOPMON, A TIENTAMON, A FRANKY, A MAX, A KYO! ¡QUIERO PROTEGERLOS A TODOS!

- Galem: Lo que pides no es nada sencillo. Los peligros que os esperan son mayores de los que habéis visto hasta ahora, y tu solo eres un Digimon. ¿De verdad crees que eres capaz de algo así?

- Aurelion: No lo sabré hasta que lo intente.

El caballero rió levemente.

- Galem: El mundo necesita más Digimon como vosotros. De acuerdo. - dijo levantándose, haciendo más notable la diferencia de tamaños entre los dos.

- Aurelion: ¡Muchísimas gracias! - respondió volviendo hacer otra reverencia.

- Galem: Ahora, vuelve a tu habitación. Necesitas descansar y tu Tamer debe de estar preocupado.

El pequeño dragón se marchó corriendo, no sin antes darle las gracias varias veces más. Una vez su hubo marchado, una figura se acercó volando al caballero.

- Witchmon: Parece que se te da bien tratar a los pequeños.

- Galem: No te hagas ilusiones. - dijo cariñosamente. - ¿Cuánto tiempo llevas ahí?

- Witchmon: Oh, casi nada. Estaba buscando a Wizarmon. ¿No le habrás visto por un casual?

- Galem: Hmm. No, no recuerdo haberle visto. ¿Ocurre algo?

- Witchmon: En Berm dijo que tenía algo importante que contarnos cuando llegáramos aquí. Parecía bastante nervioso sobre el tema. Le he estado buscando pero nadie parece haberle visto desde hace días. Es extraño.
Volver arriba Ir abajo
En verdad me llamo Franky
El Corruptor
El Corruptor
avatar

Perro
Cantidad de envíos : 530
Fecha de inscripción : 26/04/2011
Edad : 23
Localización : Entre el reino de la luz y el reino de la oscuridad...

MensajeTema: Re: Digital World   Vie Ene 12 2018, 02:15

-Graw: ¿Qué hay de esos Digimons que detuvieron a Crimson?

-Duftmon: Entiendo tu confusión. Estos Digimon son llamados “Appmon” en otro mundo humano, del que vienen. Allí fueron creados a partir de las investigaciones que hacían sobre los Digimons. Tiempo antes de la Guerra en el Árbol, algunos se colaron en nuestro mundo y, al morir con el tiempo, el sistema que regula el Mundo Digital los integró con nosotros. Ahora nacen de huevos desde una etapa similar a la Novata. Son pocos y debido a que necesitan combinarse con otros Appmons para evolucionar, suelen morir jóvenes. Poseen habilidades muy poderosas sobre los datos que los humanos que los crearon usan para el día a día.

-Witchmon: Con que “Appmon”, ¿eh?– se acerca flotando a Mienumon y le acerca la mano–. Seamos buenas amigas. Soy Witchmon, una hechicera. Encantada de conocerte.

-Mienumon: Igualmente– estrecha la mano casi inmediatamente–. Soy Mienumon, Appmon especializada en el sigilo. Tengo la impresión de que éste es el comienzo de una gran amistad.

-Witchmon: Lo mismo pienso– admite con una sonrisa–.

-Galem: Digimons originarios de un Mudo Humano, ver para creer… Vimos a otro Digimon que me dio la misma sensación que los dos que trajo LordKnightmon. ¿Conoces a Biomon?

-Duftmon: Mienumon me informó sobre él. Me temo que es otro Appmon y de los poderosos. Que un Appmon consiga evolucionar es extraño, pero el caso de Biomon es prácticamente un fenómeno. El Imperio de Metal se ha agenciado un buen efectivo.

El rey de Dynastes se acerca a Franky.

-LordKnightmon: ¿Me permites tenerlo un momento?– pregunta refiriéndose al dispositivo. El muchacho duda ante la imponente y alta figura del monarca–. Te das cuenta que la pregunta es por mera cortesía, ¿cierto?

-Graw: Sé amable con el chico.

-LordKnightmon: Lo siento– se disculpa sin parecer sentirlo realmente–. He tenido malas experiencias con niños– Franky decide entregarle el D-Arc para no empezar ninguna disputa. El Caballero examina el aparato–. ¿No es éste el mismo dispositivo que Dukemon entregó a los humanos que invocó en la Guerra en el Árbol? ¿El “D-Ark”, si la memoria no me falla?

-Duftmon: Éste es el “D-Arc”, con “c”. Me basé en el diseño de Dukemon porque era el que más se acercaba a lo que quería. Y, si os soy sincero, soy poco creativo en cuanto a diseño de dispositivos sagrados se refiere.

-Graw: Ahora que se ha mencionado a Dukemon, ¿sabes de su situación?

-Duftmon: Soy consciente de que el Imperio de Metal le tiene en su poder. Después de que le saquemos todo lo posible a Crimson, le intercambiaremos por Dukemon. Es muy peligroso que le tengan por mucho más tiempo.

-Galem: ¿Acaso sabes por qué tienen tanto interés en él?

-Duftmon: … El Digital Hazard.

Alf hacía rato que se había ido de la sala del trono. Siguió a Kan, quien cargaba a Kyo y a Tientamon hasta encerrarlos en una celda. Tras asegurarse de que el Knightmon estuviera dormido, se acerca furtivamente a donde tienen encerrado al llamado “sucesor” y a su compinche. Les mira con ira en sus ojos, pero, ahora que ha llegado hasta ahí, no sabe qué hacer. Antes de que pueda tomar una decisión, unas manos le apresan. Le tapan la boca al mismo tiempo que le piden que se calme. El Dorumon no tiene más remedio que obedecer, al menos de momento, si quiere tener alguna oportunidad. Al ser liberado, no tarda en averiguar que se trata del Leomon que había visto acompañando a Kyo en anteriores ocasiones.

-Leomon: Tú querer vengarte. Tú querer asesinar a Kyo.

-Alf: ¡Yo no-! Sólo me aseguraba de que lo encerraban. Es peligroso si anda por ahí suelto.

-Leomon: Necesitar ser más listo si quitarle de en medio querer. Tener una mejor oportunidad si esperar a ser liberado y luego infiltrarte entre sus aliados para-

-Alf: ¡CÁLLATE!– pasan unos segundos de completo silencio–. No sé qué pretendes conspirando su muerte cuando se supone que sois compañeros. Cuando ni si quiera yo estoy seguro de lo que quiero o debería hacer.

-Leomon: Yo tener mis razones.

-Alf: Pues yo no tengo ninguna para caer tan bajo.

-Leomon: Eso estar por ver. Todos tener un momento de flaqueza.

El supuesto esbirro se marcha sin causar más incidentes. Alf vuelve a mirar a la celda, cruzando su mirada con la de Kan, quien estaba sentado a un lado en un taburete capaz de aguantar su peso. Debido a la reacción del Knightmon, el Dorumon se da cuenta que el guardián no había sido despertado por el grito que dio antes, sino que lo estaba desde el principio, haciéndose el dormido.

-Kan: Piensa detenidamente lo que vas a hacer y las razones que te empujen a ello. Asegúrate de tomar una decisión de la que luego no te arrepientas.

Alf se limita a mirar con tristeza, no soltando palabra alguna. Luego se marcha también del frío lugar.

Los Tamers y sus compañeros Digimons vuelven a reunirse y les indican dónde están sus aposentos asignados para que puedan descansar. La noche es tranquila para todos en el castillo. Bueno, para casi todos. Franky se revolvía en la cama de la habitación que le habían dejado. Antes de acostarse, pensó que al fin iba a poder dormir cómodamente, pues era una cama de verdad donde iba a tumbarse. Se equivocó. Se despierta con la respiración agitada, tal y como ya lo había hecho en ocasiones anteriores. Lo había hecho a una hora muy temprana de la mañana, pero ya había movimiento en el castillo. La ventana del cuarto que comparte con Alf, quien acaba de despertarse, da a un cementerio. O al menos eso piensa el chico con un primer vistazo.

-Alf: ¿Ya te has levantado?– pregunta entre bostezos–.

-Franky: Sí…– el chico puede ver a varios Digimons que conoce donde mira–. ¿Qué harán ahí?

El Dorumon se asoma e intenta desentrañar lo que ocurre.

-Alf: Parece un cementerio, pero es… diferente.

-Franky: Lo mismo he pensado.

-Alf: ¿Bajamos a ver?

Dejan la habitación sin hacer mucho ruido, descienden escaleras hasta llegar a la planta más baja y salen al exterior. Les toma un poco de tiempo orientarse, pero finalmente consiguen llegar al lugar. Pasan por un portal de piedra con decoraciones en relieve. Desde ahí, pueden observar a HolyAngemon frente a un montón de Digimons que pelearon a su lado. Muchos de ellos son Guardianes de los Emblemas.

-HolyAngemon: … Y por estas virtudes y muchas más que faltan por nombrar, rezaremos para que encuentre la felicidad en su siguiente vida. Amén.

Detrás del ángel hay una pantalla grande y flotante que muestra imágenes de Fladramon en sus momentos más inspiradores.

-Franky: ¿Esto es un cementerio de verdad?

El aspecto de la localización era similar a uno, salvo que hay pantallas que levitan en el aire en vez de lápidas y tumbas.

-Alf: Pues eso parece. Ten en cuenta que estamos en otro mundo.

Los dos se quedan contemplando a distintos Digimons que miran con tristeza a esas pantallas que muestran imágenes de sus seres queridos.

-Franky: … Pensaba que la gente se habría cansado de tanta muerte después de lo de Apocalymon.

-La muerte no es algo de lo que uno pueda “cansarse”– replica una voz. El humano y el Dorumon miran sobresaltados no a otro que a Duftmon–. Siempre nos acompaña. Perdonad si os he asustado– ambos se quedan en silencio, lo que el caballero ve como oportunidad o permiso para continuar–. Que no os haga equivocaros la lucha contra Leviamon y Apocalymon. Siempre habrá muerte, por muchos Dioses y Grandes Demonios que caigan. Incluso debería decir que es necesaria hasta cierto punto. Es gracias a que la vida tiene un final que nos hace apreciarla. También hace madurar a aquellos quienes todavía no le han llegado la hora. Y te ayuda a darte cuenta lo mucho que han hecho por ti los que se han ido.

Señala con la mirada algo más allá de donde está el sacerdote rezando. Alf y Franky ven a LordKnightmon, quien contempla en silencio una estatua de un Digimon humanoide que porta una armadura con similitudes a un dragón.

-Duftmon: Es él quien da nombre a este lugar lleno de recuerdos; “Donde duerme el Guiverno”.

-Franky: … Es triste.

-Duftmon: Nunca quise decir lo contrario. Pero debes aprender a aceptarlo– se toma una pausa antes de continuar–. Decidme, ¿sabéis cómo funcionan las pantallas que veis?– los dos niegan con la cabeza–. Es un sistema que fue implementado hace ya algún tiempo atrás. Las pantallas sirven de registros. Cualquiera puede acercarse a una y volcar sus recuerdos sobre un difunto en ella. De esta manera, su memoria quedará inmortalizada.

Rememorando, a Franky le ronda una idea en la cabeza.

-Franky: … ¿Puede cualquiera hacerlo en cualquier pantalla? Lo de “volcar recuerdos”, digo.

El caballero del yelmo felino le mira con curiosidad.

-Duftmon: Sí. Es un sistema común al que se puede acceder a través de cualquier pantalla. Incluso a los humanos se les está permitido, si ese es el objetivo de tu pregunta.

El muchacho se acerca lentamente a una pantalla libre y la observa.

-Alf: ¿Qué piensas hacer?– pregunta nada más acercarse–.

-Franky: Bueno… Había pensado– mira a la lámina flotante con melancolía–… Recuerdas a Jill, a Laurence y a Joanna, ¿no? Yo sí. Casi todas las noches. Y si te digo la verdad, me gustaría olvidarlos. Sólo tengo pesadillas de ellos cuando… Quiero decir, me gustaría olvidarlos, pero no me parece justo que el resto del mundo lo haga, ¿vale? Piénsalo, nadie sabe que esos tres ya no están, sólo nosotros. Ni si quiera en la Tierra… Al menos quiero dejar sus recuerdos aquí. Es lo único que puedo hacer por ellos, ¿sabes?

-Alf: Franky… Es un gesto muy bonito, y lo suficientemente triste como para que no pueda interrumpirte con una broma, pero déjame recordarte… que Laurence seguía vivo.

-Franky: ¿Qué?

-Alf: ¿No lo recuerdas? Le hirieron de gravedad y le dejamos en el hospital de Osi.

-Franky: ¡Hostias, es verdad!– exclama desconcertado–. Joder, me había metido tanto en esta mierda deprimente que ya le daba por muerto. Te-tenemos que ver cómo está, ¿no? ¡Han pasado muchas cosas!

-Alf: ¡Dale al freno! Se supone que nos necesitan aquí y tenemos que descubrir cómo colorear el cacharro sin echarle mano a pintura y pincel.

-Franky: Ya, además de que hay un continente de distancia, que se dice pronto- se queda pensando hasta que se le ocurre algo decente-. ¿Y un mensaje? ¿Crees que le podría pedir a alguien que le mandara un mensaje?

-Alf: Podrías probar.

-Franky: Vale… Voy a preguntarle a Graw o a LordKnightmon.

El chico empieza a andar, pero se detiene al darse cuenta que su compañero no le seguía, pues tenía puesta la mirada en otro lado.

-Franky: ¿Vienes?

-Alf: Sigue tú, ahora te alcanzo.

El joven se encoge de hombros y se marcha. Por otro lado, el Dorumon se acerca a un grupo de Tamers y Digimons que están frente a una de esas pantallas voladoras. Son los niños del País de Nunca Jamás.

-Alf: Eh– llama así la atención de los presentes–. Sé que a lo mejor no queréis ni verme, ¿pero podéis… podéis hablarme sobre el chaval?

Todos miran por un momento a la pantalla que muestra imágenes del niño llamado Ichida, cuando éste aún seguía con vida.
Volver arriba Ir abajo
Maximirusu Pauaa
Maestro del Caos
Maestro del Caos
avatar

Gallo
Cantidad de envíos : 2814
Fecha de inscripción : 09/06/2009
Edad : 23

MensajeTema: Re: Digital World   Sáb Ene 13 2018, 15:29

Viendo que Max está dormido,Lopmon decide dar una vuelta al castillo.Las antiguas paredes del castillo rezuman historias,vivencias de tiempos pasados.Algunos de brillante prosperidad.Otros,de pesadumbrosa fatalidad.Sus pequeños pasos,como si siguieran una ruta predefinida,le guían hasta una puerta,la cual se abre ante él.Una cámara oscura,cubierta por antorchas de brillantes luces perfilan sombras por la estancia al impactar su brillante luz con las sombrías estatuas que muestran a Devas,Olímpicos y demás entidades por igual,bordeando un trono cubierto por ajadas telas.En el,un Digimon, le aguarda.

Spoiler:
 

-?????:Entra,joven.Entra.

Temeroso,el pequeño Digimon conejo se adentra en la sala.Al pasar junto a la estatua que representa a Andiramon,su pequeño corazón da un vuelco.

-Lopmon:¿Quién eres?

-?????:Algunos me llaman "Errante Entre Mundos".Otros,"El Ciego Al mundo".Para muchos,soy "Aquel Que Ve".Y es por ello que tu estás hoy aquí,pues yo veo lo que a los demás es ajeno.Las dudas que asaltan el alma y las arrastran al olvido mortal de una oscuridad eterna.El temor que hoy atenaza tu alma y ahogan el potencial latente en tu interior.El miedo que os hunde en las tinieblas a tu amigo y a ti no me es desconocido,pues es antiguo como este castillo.

Lopmon le mira directamente.

-Lopmon:Hace poco me dijeron que yo...que no era normal.Mi evolución no se correspondía con lo natural.

El ángel se revuelve en su trono,adoptando una posición más cómoda.

-?????:Hay veces que en este mundo surgen errores.Con la energía negativa,dichos errores han aflorado por doquier.Mi trono ha permanecido vacío durante mucho tiempo mientras viajaba por multitud de tierras,buscando el origen de estos.Encontré varias fuentes.La Energía Negativa.El legado de Digimon Emperador.Vosotros,los Digimon nacidos en el Mundo Humano.Los propios Tamers.Incluso la muerte de Devas y otras entidades puede alterar el orden natural del mundo.Cualquiera de esas causas puede haber provocado que tu código se viera alterado,dando como lugar tu evolución.

El pequeño baja la mirada.

-Lopmon:Entonces...¿No soy un monstruo?

-?????:Depende de lo que entiendas como monstruo.Hay circunstancias que escapan del control de todos,pequeño Digimon.No debemos martirizarnos por ello.Pero todavía puedes evolucionar una vez más.Llegar a algo que habrías alcanzado sin esa alteración.No obstante,antes tendrás que liberarte.Soltarte de tus cadenas y salir de las sombras.Lo mismo va por ti,humano.

El pequeño Digimon se gira.Allí,en el umbral,Max espera a Lopmon.El humano entra en la sala,cerrando la puerta a su espalda.

-Max:Mis cadenas pesan tanto como la vida de dos personas.Mis tinieblas,como las llamas tu,son las resultantes de lo que le pasó a mi madre.

Lopmon,llorando desde la revelación del ángel,mira a Max.Mares de lágrimas caen por sus mejillas.

-Max:Dave y Alana podrían haber vivido si no fuera por mi debilidad.Tomé malas decisiones,y ellos las pagaron.

-?????:No eres tu quien segó sus vidas.Solo eres un niño en medio de un mar turbulento de guerras y desastres.

Lopmon se acerca a Max y escala a su cabeza.

-?????:No debemos olvidarnos de las cargas que nos corresponden,pues es lo que hacen los cobardes.Tampoco debemos hacer nuestras cargas que nos condenen a vivir en una eterna pesadilla.Cuando entendáis que tipo de carga es la que lleváis ahora,saldréis de las tinieblas y vuestras cadenas caerán.

Max coge su dispositivo y lo mira.Al alzar la vista,el Digimon ángel ha desaparecido.

-Lopmon:...Vámonos,Max.

Pesadamente,vuelven a sus aposentos.Acostados,ambos lloran abrazados hasta que el sueño puede con ellos.

_________________

Regala tu ausencia a quien no valora tu presencia.
Volver arriba Ir abajo
http://maximirusupauaa.deviantart.com/
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Digital World   

Volver arriba Ir abajo
 
Digital World
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 10 de 10.Ir a la página : Precedente  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10
 Temas similares
-
» Creepypasta: Call of duty: World at War
» Nuevo camiño hacia el Nirvana digital?...
» Sky Captain and the World of Tomorrow
» [MMORPG] The World Of Gatheryn
» sonido de blu ray en ampli dolby digital y dts

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
~Welcome To Las Noches~ :: Hueco Mundo, "Las Noches" :: Rol-
Cambiar a: